Home page


La Primera Epístola a los Corintios

Por Mark Copeland
Versión castellana de estos estudios:
Nicolás Hernández

Hecho en páginas Web para la Internet:
Valente Rodríguez
 

 
 

 

Nuestros Cuerpos le Pertenecen a Dios (6:19-20)

 

INTRODUCCIÓN 

1. El nombre de un libro popular para las mujeres es “Nuestros Cuerpos, Nos Pertenecen”...
  
a. Se describe a sí mismo como “un libro por y para mujeres sobre salud y sexualidad”
   b. Que entre otras cosas aprueba el aborto y el lesbianismo

   -- La premisa es que las mujeres son libres de hacer con sus cuerpos lo que ellas deseen 

2. La Biblia contradice tal premisa tanta para hombres como para mujeres en Cristo...
   a. No tenemos el derecho de hacer lo que sea que queramos con nuestros cuerpos
   b. Le pertenecemos a Dios, ¡tanto en cuerpo como en espíritu!

   -- ¡No son de nosotros, sino de Dios! 

   [En ninguna otra parte se declara con más claridad que en nuestro texto (1 Cor 6:19-20), donde a los cristianos se nos dice...]
 

I. NUESTROS CUERPOS SON EL TEMPLO DEL ESPÍRITU SANTO 

   A. EN EL QUE MORA EL ESPÍRITU...

      1. Escrito en otras partes de la iglesia en general – 1 Cor 3:16-17; 2 Cor 6:16; Ef 2:21-22

      2. Aplicado a nuestros cuerpos en lo individual – 1 Cor 6:19

      3. Como motivación para una vida santa, para huir de la inmoralidad sexual – 1 Cor 6:13-19

      -- ¡El hecho de la morada del Espíritu debería afectarnos en como usamos nuestros cuerpos! 

   B. EL ESPÍRITU NOS ES DADO POR DIOS...

      1. Prometido a los que creen, se arrepienten y se bautizan – Jn 7:37-39; Hech 2:38-39

      2. Recibido por los que obedecen a Dios – Hech 5:32; Gál 3:26-27; 4:6

      3. Un fruto (pago anticipado) de nuestra redención final – Ef 1:13-14; 4:30; 2 Cor 1:22

      -- ¡La bendición de la morada del Espíritu debe impactarnos en como usar nuestros cuerpos! 

   [Para manejar el punto que no somos libres de usar nuestros cuerpos aunque lo deseemos, nuestro texto también dice...]
 

II. NUESTROS CUERPOS FUERON COMPRADOS A UN PRECIO 

    A. HEMOS SIDO COMPRADOS...

       1. Por el cuerpo de Cristo – Hech 20:28; 1 Ped 1:18-19

       2. Tanto el cuerpo como el alma – 1 Cor 6:19-20

       3. Entonces buscamos también la redención del cuerpo (en este caso, la resurrección) – Rom 8:23

       -- ¡Dios compró nuestros cuerpos tanto para el presente como para el futuro! 

    B. NO NOS PERTENECEMOS...

       1. Como Pablo establece con claridad en nuestro texto – 1 Cor 6:19c

       2. Como Pablo enfatiza una y otra vez en otras partes – Rom 14:7-8; 2 Cor 5:15; Ti 2:14

      -- ¡Fuimos redimidos para ser pueblo especial del Señor! 

   [Redimidos por la sangre de Cristo, nuestros cuerpos no nos pertenecen. Ciertamente, como nuestro texto revela...]
 

III. NUESTROS CUERPOS EXISTEN PARA GLORIFICAR A DIOS 

     A. NUESTROS CUERPOS...

        1. Son ahora miembros de Cristo – 1 Cor 6:13-15
           a. Para ser usadas para el Señor, no para la inmoralidad
           b. ¡De otra forma hacemos a los miembros de Cristo miembros de una ramera!

        2. Existen ahora para ser instrumentos de la justicia – Rom 6:12-13,19
           a. Ya no más instrumentos de la injusticia para pecar
           b. Ya no más esclavos de impurezas que nos lleva al desorden

        -- ¡Claramente no deben ser usados para el pecado o para si mismos! 

     B. PARA GLORIFICAR A DIOS...

        1. Por cómo vivimos Rom 12:1-2
           a. Vidas en sacrificio vivo, santas, aceptables a Dios
           b. Demostrando que la voluntad de Dios es buena, aceptable, y perfecta

        2. Por cómo morimosFil 1:20-21
           a. Magnificando a Dios en cómo morimos (en este caso, con fe y esperanza)
           b. Sabiendo que morir es ganancia para los cristianos – ver Fil 1:23

        -- En forma clara nuestros cuerpos existen para glorificar a Dios, ¡no a nosotros mismos! 
 

CONCLUSIÓN

1. El mundo tendría a la vista nuestros cuerpos...
   a. Como que son nuestros, y nadie tiene el derecho de decirnos como usarlo
   b. Como un instrumento de placer, para ser usado como nos agrade
   c. Como algo que puede ser desechado al morir, sin necesitarlo más 

2. Dios tendría a la vista nuestros cuerpos...
   a. Como el templo del Espíritu Santo
   b. Como propiedad de Dios, comprado por un precio
   c. Como un instrumento por medio del que existimos para glorificarlo
   d. Como aquel que será redimido, cuando sea levantado y se le de inmortalidad como un cuerpo espiritual para el alma 

   Ciertamente, nuestros cuerpos son regalos del cual debemos ser mayordomos sabios. ¿Estamos usando nuestros cuerpos en tal forma que Lo glorifiquemos...? 

   “...glorificad, pues, a Dios en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu, los cuales son de Dios.” – 1 Cor 6:20

 
 

  Cuando el "mono"se vea verde, llámenme, estoy a la mano.

 
 


A un índice                                       A la página principal
 

 

free hit counter