UN CAMINO MÁS CERCANO A DIOS


Por Mark Copeland
Versión castellana de estos estudios:
Nicolás Hernández
 

Home Page

   

 

 
Vencer al Pecado
 


INTRODUCCIÓN


1. Una bendición maravillosa que recibimos cuando llegamos a ser cristianos es el perdón de los pecados por medio de la sangre de Jesucristo
   a. Al bautizarnos, la sangre de Cristo nos limpia todos los pecados PASADOS
   b. Compare Hech 22:16 con Apoc 1:5

2. Esto no significa que nuestro problema con el pecado está superado...
   a. Aun pecamos en ocasiones – 1 Jn 1:8,10
   b. Satanás hace su mejor esfuerzo para llevarnos al pecado – 1 Ped 5:9

3. Si existimos para mantenernos en un camino cercano a Dios, y finalmente recibimos las
   riquezas de la gloria que Él preparó para nosotros, debemos vencer el problema del pecado de dos formas:
   a. Pecando cada vez menos – 1 Jn 2:1ª
   b. Sabiendo que hacer cuando pecamos – 1 Jn 2:1b-2

4. Esta lección está relacionada con ayudarnos a ver como se desarrolla el pecado, y como vencer el pecado con sus terribles consecuencias

[Para vencer el pecado, necesitamos entender como se desarrolla. La Biblia delinea el desarrollo del pecado en Sant 1:12-15...]

I. CÓMO SE DESARROLLA EL PECADO

   A. LA PRIMERA ETAPA ES LA "TENTACIÓN"...
      1. En Sant 1:14 vemos que la tentación incluye dos cosas:
         a. DESEO (algunas traducciones dicen "concupiscencia", sugiriendo un fuerte deseo de algo)
         b. SEDUCCIÓN (una oportunidad e incitación para satisfacer el deseo)
      2. Poniéndolo en forma de una simple ecuación:


TENTACIÓN = DESEO + OPORTUNIDAD


      3. Para ilustrar:
         a. Un joven es TENTADO a robar algunas galletas cuando las necesita (DESEO) y tiene una OCASIÓN (oportunidad) de tomarlas
         b. La tentación se vuelve más fuerte si las desea muchísimo, y tiene una buena oportunidad de obtenerlas sin ser visto
      4. NOTE POR FAVOR: En esta etapa del desarrollo del pecado, el pecado real aún no ha sido cometido
         a. No es un pecado ser "tentado"
         b. Porque Jesús mismo fue "tentado en todo según nuestra semejanza, pero sin pecado" – Heb 4:15; 2:18

   B. LA SEGUNDA ETAPA ES EL "PECADO" MISMO...
      1. "Entonces la concupiscencia, después que ha concebido, da a luz el pecado" – Sant 1:15
      2. El pecado viene cuando ACTUAMOS y CEDEMOS a la tentación
      3. Entonces el pecado involucra los pasos adicionales de algún tipo de acción de nuestra parte
      4. De nuevo, en la forma de una simple ecuación:


PECADO = DESEO + OPORTUNIDAD + ACCIÓN


   C. LA TERCERA ETAPA INVOLUCRA LAS CONSECUENCIAS DEL PECADO SIN ARREPENTIMIENTO Y NO PERDONADO: "MUERTE"
      1. "Y el pecado, siendo consumado, da a luz la muerte" – Sant 1:15
      2. La "muerte" de que se habla aquí se refiere a la separación espiritual de Dios
         a. Esta separación ocurre primero en esta vida – ver Is 59:2
         b. Si morimos físicamente en este estado, entonces experimentaremos la "segunda muerte", ¡la cual involucra el castigo eterno! – Apoc 21:8
      3. Poniendo todo en una ecuación final:


DESEO + OPORTUNIDAD + ACCIÓN + NO PERDÓN = MUERTE


   D. OBSERVACIONES SOBRE EL DESARROLLO DEL PECADO...
      1. El pecado habrá triunfado sobre nosotros si recibimos el "castigo final" de Apoc 21:8
      2. ¡Pero habremos vencido al pecado si podemos evitar este castigo y experimentamos las glorias que Dios ha preparado para Sus hijos!
      3. ¿Cómo podemos estar seguros de vencer al pecado? ¡DETENIENDO SU DESARROLLO EN CUALQUIERA DE LOS CUATRO PUNTOS QUE LLEVAN AL CASTIGO FINAL!

[Ahora examinemos como podría ser hecho...]

II. CÓMO VENCER AL PECADO

    A. CAMBIAR NUESTROS "DESEOS"...
       1. Debido a que esto es donde inicia el proceso del pecado, es el mejor lugar para que empecemos
       2. Tener en mente que es una parte del crecimiento del cristiano para cambiar nuestros deseos - Rom 12:1-2; Gál 5:24
       3. ¿Cómo cambiar nuestros deseos?
          a. Observe que la PALABRA DE DIOS ha sido siempre un instrumento de ayuda a la gente que vence al pecado - Sal 119:11; Mt 4:3-10
          b. Vea como la Palabra de Dios puede cambiar nuestros deseos...
             1) Mientras leemos del amor de Dios, de su gran sufrimiento y misericordia, deseemos servirlo - Sal 116:12-14
             2) Mientras leemos del pecado y de sus consecuencias de condena, ¡llegamos a odiarle! - Sal 119:104
       4. Así que mientras más estudiemos la Palabra de Dios, habrá menos probabilidades de DESEAR el pecado, y desde allí empezamos a vencer el pecado por medio de "deshojar una margarita"

[Pero el cambio de nuestros deseos toma tiempo; mientras nos ocupamos en el proceso del cambio de nuestros deseos, ¿qué más podemos hacer?]

    B. LIMITEMOS NUESTRAS "OPORTUNIDADES"...
       1. Recuerde, somos tentados solo cuando existe TANTO el deseo como la Oportunidad
       2. Así que mientras trabajos en cambiar nuestros deseos, debemos limitar las oportunidades para realizar nuestros deseos más fuertes
       3. Esto puede ser hecho PIDIENDO LA AYUDA PROVIDENCIAL DE DIOS, como enseñó Jesús - Mt 6:13; 26:41
       4. Podemos cooperar con Dios así:
          a. Evitando a propósito situaciones que pudieran excitar nuestros más fuertes deseos
             1) Siguiendo el ejemplo de David - Sal 101:3-4
             2) Y el ejemplo de Job - Job 31:1
          b. Evitando todas aquellas conductas pecaminosas que nos animan a pecar por medio de ellas
             1) De nuevo, David establece un buen ejemplo - Sal 101:6-7
             2) Pablo también agrega su advertencia - 1 Cor 15:33

[Pero es improbable que quitemos CADA deseo y oportunidad de pecar en esta vida, ¿entonces qué?]

    C. EJERCITE EL "DOMINIO PROPIO"...
       1. Recuerde, el pecado viene cuando hago la ACCIÓN para el cumplir totalmente los deseos pecaminosos
       2. ¿Cómo ejercita el cristiano el dominio propio?
          a. El dominio propio es un aspecto de los "frutos del Espíritu" - Gál 5:22-23
          b. Cuando llegamos a ser cristiano, recibimos el regalo del Espíritu Santo en nuestras vidas - Hech 2:38; 5:32
          c. El Espíritu Santo es el instrumento de Dios por medio del cual nos imparte fortaleza - Ef 3:16
          d. Fortalecidos por el Espíritu, somos capaces de "hacer morir las obras de la carne" - Rom 8:12-13
          e. Como dijo Pablo: "Todo lo puedo en Cristo que me fortalece" - Fil 4:13
       3. Es por medio de la fe en la Palabra de Dios que los cristianos creen que tienen la ayuda divina - Ef 3:20
          a. Ciertamente es apropiado orar por ella, como lo hizo Pablo a favor de los efesios - Ef 3:16
          b. Pero es igualmente importante actuar por ella, sabiendo que usted no está solo mientras intenta hacer la voluntad de Dios - Fil 2:12-13
          c. Como un comercial de ejercicios, solo diga: ¡SOLO HAZLO!
       4. El cristiano, entonces, no tiene excusa para ceder a la tentación - 1 Cor 10:13

[Pero podría haber ocasiones cuando no tomemos ventaja de la fortaleza que Dios provee por medio de Su Espíritu, y pecamos; ¿qué entonces?]

    D. OBTENGA EL "PERDÓN"...
       1. Recuerde que el pecado es victorioso cuando resulta en castigo
       2. Pero si obtenemos el perdón por medio de la sangre de Cristo, ¡podemos evitar ese castigo y permanecer aun vencedores del pecado! - 1 Jn 2:1-2
       3. Si, ¡Cristo es verdaderamente la "propiciación" por nuestros pecados!
          a. Por la sangre de Cristo, fueron perdonados los pecados pasados cuando fuimos unidos con Él en el BAUTISMO - Hech 2:38; 22:16; Apoc 1:5
          b. Por Su sangre, podemos ser perdonados de los pecados presentes cuando nos ARREPENTIMOS, ORAMOS, y CONFESAMOS nuestros pecados a Dios - Hech 8:22; 1 Jn 1:9
       4. En cualquier momento el cristiano puede vencer el pecado que fue cometido, ¡arrepintiéndose y confesándolo a Dios!

 E. ALGUNAS OBSERVACIONES SOBRE CÓMO VENCER EL PECADO...
    1. Si usted observó cuidadosamente, debemos haber visto que en cada uno de los cuatro puntos en el desarrollo del pecado, ¡Dios es capaz y tiene la voluntad de ayudarnos a vencer al pecado!
       a. Dios nos ayuda a "controlar nuestros deseos" proporcionando Su PALABRA para renovar nuestras mentes
       b. Dios nos ayuda a "limitar nuestras oportunidades" por medio de Su PROVIDENCIA cuando oramos por esto
       c. Dios nos ayuda a "ejercer el dominio propio" sobre nuestras acciones por medio del fortalecimiento ESPIRITUAL del hombre interior
       d. Dios nos ayuda a "obtener perdón" por medio de la SANGRE DE SU HIJO cuando nos             arrepentimos y oramos -- ¿No es maravillosa la gracia de Dios? - 2 Tes 3:3; 1 Cor 10:13
    2. En esta discusión nos concentramos en los "pecados de comisión"
       a. Esto es, en pecados que cometemos por acciones evidentes de nuestra parte
       b. Hay también "pecados de omisión"
          1) Pecados que vienen de fallas en hacer lo que es justo - Sant 4:17
          2) El vencer a estos pecados es similar...
             a) Cambiar nuestros deseos de cómo deseamos hacerlos a lo que es justo
             b) Ejercer dominio propio mientras actuamos de la forma en que debemos hacerlo cuando tenemos la oportunidad
             c) Cuando somos culpables de pecados de omisión, el perdón lo obtenemos de la misma forma
    3. Al aprender los cuatro puntos con los cuales podríamos vencer al pecado, no pensemos que podemos simplemente esperar hasta que alcancemos los cuatro puntos para actuar...
       a. Esto es, tan pronto se ponga al frente el pecado, pidamos el perdón a Dios
       b. Hay varias razones por las cuales no debemos pecar:
          1) En el bautismo, fuimos liberados del poder del pecado, y debemos presentarnos a nosotros mismos a Dios como siervos de justicia - Rom 6:1-23
          2) Pero para que podamos recibir el perdón de los pecados, podríamos aun sufrir las consecuencias "temporales" del pecado - Gál 6:7-9
          3) Si permitimos que el pecado nos engañe de tal forma que lleguemos a "endurecernos", ¡podríamos llegar al punto de pecar "voluntariamente" y perder nuestra salvación! - Heb 3:12-14; 10:26-31
       c. ¡Así que no intentemos tomar la gracia de Dios a la ligera e intentemos abusar de ella!

CONCLUSIÓN

1. ¡Cuánto mejor debería ser orar a Dios por su gracia, y usarla para vencer el pecado en nuestras vidas!

2. La promesa de Dios encontrada en Sant 1:12 nos ayuda para motivarnos a hacerlo así:

   "Bienaventurado el varón que soporta la tentación; porque cuando haya resistido la prueba, recibirá la corona de la vida, que Dios ha prometido a los que le aman."

ALGUNAS PREGUNTAS PARA ESTIMULAR SUS PENSAMIENTOS...

1. ¿Está ocupado en un programa de estudio bíblico diario el cual le ayudará a desarrollar el tipo apropiado de deseos?

2. ¿"Vigila y ora, para no entrar en tentación"?

3. ¿Evita circunstancias y compañías que usted sabe que podrían tentarlo a pecar?

4. ¿Ora para que Dios lo fortalezca "por Su Espíritu en el hombre interior"?

5. ¿Pide a Dios diariamente para que le perdone sus pecados, y para que lo ayude a vencer el pecado en su vida?
 

 
  hit counter
  html hit counter

A un índice                  A la página principal