ࡱ> QSP[ j'bjbj 4Dΐΐj     !!!!\}!3ftttm3o3o3o3o3o3o3$T5723 ttttt3  3t  m3tm36.M1!./Y3303/(8<^(88M1M1L(8 2ttttttt33ttt3tttt(8ttttttttt : Balaam Am el Premio de Maldad Nmeros 22- 25; 2 Ped. 2:15 Introduccin. A. Quin era Balaam? Madianita (Madin era hijo de Abraham y Cetura (Gn. 25:1,2). El suegro de Moiss era madianita, (Ex. 3:1). B. Josu 14:22, Balaam el adivino; Nm. 24:1, us ageros. 2 Ped. 2:16, profeta. C. Por qu Dios habl a travs de Balaam, un adivino? Se contesta con otras preguntas: Por qu habl a travs del asna? Por qu us la adivina para levantar a Samuel para que reprendiera al rey Sal? (1 Sam. 28:14-19). Dios usa una variedad de medios para llevar a cabo su voluntad. D. Balaam era el hombre escogido por Balac, rey de Moab, para maldecir al pueblo de Israel y Dios convirti lo que hubiera sido maldicin en bendicin. Sin duda las bendiciones pronunciadas sobre Israel por este hombre de gran influencia eran alarmantes para los paganos. E. Es muy importante estudiar estos captulos de Nmeros que hablan de Balaam. De otro modo sera imposible entender los siguientes textos del N. T. que hablan de l. 1. 2 Ped. 2:15, 16, Abandonando el camino recto, se han extraviado, siguiendo el camino de Balaam, el hijo de Beor, quien am el pago de la iniquidad, pero fue reprendido por su transgresin, pues una muda bestia de carga, hablando con voz humana, reprimi la locura del profeta. Pedro habla de falsos maestros que han abandonado la verdad, imitando a Balaam quien caus la destruccin de muchos israelitas aunque saba que eran el pueblo de Dios. La avaricia le volvi loco (el asna reprimi la locura del profeta) y l confes su pecado pero sigui su camino perverso resuelto a maldecir al pueblo de Israel. 2. Judas 11, Ay de ellos! Porque han seguido el camino de Can, y por lucro se lanzaron al error de Balaam Judas habla de Can, de Balaam y de Cor. Esto indica que los que estudien el N. T. deberan conocer el A. T. De otro modo estas referencias no tienen significado para ellos. Los falsos maestros que Judas describe eran culpables de la misma avaricia que consumi a Balaam y le llev a su muerte. Recurdese 1 Tim. 6:5, falsos maestros se aprovechan de la religin como fuente de ganancia material. 3. Apoc. 2:14, 'Pero tengo unas pocas cosas contra ti, porque tienes ah a los que mantienen la doctrina de Balaam, que enseaba a Balac a poner tropiezo ante los hijos de Israel, a comer cosas sacrificadas a los dolos y a cometer fornicacin (Nm. 25:1-6). Los falsos hermanos de Prgamo imitaban a Balaam. I. Balac, rey de Moab, muy temeroso del pueblo de Israel (Nm. 22:3), le ofreci ddivas (22:7) a Balaam para que maldijera a Israel. A. Balaam hablaba con mucha devocin hacia la palabra de Dios (22:8,18, 23:26), pero en realidad quera hacer lo que Balac le pidiera porque amaba el premio (pago) de la iniquidad (2 Ped. 2:15; Judas 11). B. Dios le dijo que no poda maldecir a Israel porque era pueblo bendito (Nm. 22:12, 13), pero Balaam dijo a los prncipes de Balac, reposis aqu esta noche, y sabr qu ms me dice el SEOR (22:19). C. No le gust lo que Dios le dijo y esperaba que si persistiera, habra cambio de parecer en el Seor. (Al leer Mar. 16:16; Hech. 2:38 cuntos dicen a ver qu ms me dice el Seor sobre el tema del bautismo?) II. Balaam sali con los prncipes de Moab. A. Nm. 22:12, No vayas con ellos; 22:15 Balac envi ms prncipes y Balaam dice (22:19), a ver qu ms me dice el Seor; Dios le dice (22:20), vete con ellos y Balaam fue con ellos; 22:22 la ira de Dios se encendi porque l iba. B. Cmo se explica esto? Dios dice, no vayas; luego dice vete con ellos y por fin la ira de Dios se encendi porque l iba. Dios conoci el corazn de Balaam, saba que amaba el premio de la maldad y que esperaba de todo corazn que de alguna manera pudiera obtener la recompensa que Balac le ofreca; desde luego, esta actitud de Balaam tuvo algo que ver con la ira de Dios contra l. C. La Biblia no explica el dilema de no vayas y vete pero este caso nos recuerda de otros textos que se pueden comparar con ello. 1. A veces Dios permite lo que no aprueba. Por ej., 1 Sam. 8, Israel quera rey y aunque no era la voluntad de Dios se lo dio. Oseas13:11, Te di rey en mi furor, y te lo quit en mi ira. 2. Tambin Rom. 1:26, 28 dice que Dios entrega a algunos a sus caminos perversos (o sea, para sufrir las consecuencias de su rebelda). 3. 2 Tes. 2:12 dice que a los que no aman la verdad Dios les enva un poder engaoso, para que crean la mentira, a fin de que sean condenados. C. Pero el ngel de Dios le resisti y aun el asna de Balaam le reprendi para refrenar la locura del profeta. Balaam crea que era gran adivino y profeta pero ni siquiera pudo ver al ngel. Lo muy curioso es que Balaam conversara con el animal sin registrar sorpresa por el fenmeno de orle hablar con voz humana. (Al estudiar este texto en una clase le pregunt a un hermano qu hara l si un animal le hablara y dijo correr). III. Dios pronunci CUATRO ORCULOS a travs de la boca de Balaam acerca de la importancia de su pueblo Israel. A. A Balaam le fue permitido seguir por su camino (Nm. 22:23, 24; Deut. 23:4, 5; Josu 24:9,10). B. Obviamente Dios quera que Balac y los cananeos oyeran y entendieran que Israel era su pueblo y que sera victorioso sobre sus enemigos. C. Por eso, cada vez que Balaam abri su boca para maldecir a Israel, Dios le dio palabras de bendicin. 1. Nm. 23:7-10, V. 9, Porque desde la cumbre de las peas lo veo, y desde los montes lo observo. He aqu, es un pueblo que mora aparte, y que no ser contado entre las naciones. 10Quin puede contar el polvo de Jacob,o numerar la cuarta parte de Israel? En el v. 10 Balaam expresa un deseo noble: Muera yo la muerte de los rectos, y mi postrimera sea como la suya, pero no muri as (vase Nm. 31:8). 2. Nm. 23:19-24. V. 22, Dios los ha sacado de Egipto; tiene fuerzas como de bfalo He aqu el pueblo que como len se levantar y como len se erguir; no se echar hasta que devore la presa 3. Nm. 24:3-9. V. 5, Cun hermosas son tus tiendas, oh Jacob, tus habitaciones, oh Israel! 4. Nm. 24:15-19, V. 18, Ser tomada Edom, ser tambin tomada Seir por sus enemigos, e Israel se portar varonilmente Algunos creen que el v. 17 se cumpli de manera directa en David y ltimamente en Cristo. D. Con tales bendiciones pronunciadas sobre Israel, Balac podra ver que en lugar de ser destruido este pueblo sera victorioso sobre sus enemigos. Esto se afirma claramente en Nm. 24:21-24. IV. Por fin, Balac y Balaam lograron su propsito de maldecir a Israel, porque Balaam aconsej a Balac a que sedujera a los israelitas mediante las mujeres madianitas (Nm. 25; 31:16) A. Apoc. 2:14, Pero tengo unas pocas cosas contra ti, porque tienes ah a los que mantienen la doctrina de Balaam, que enseaba a Balac a poner tropiezo ante los hijos de Israel, a comer cosas sacrificadas a los dolos y a cometer fornicacin. B. Dios castig al pueblo de Israel, Nm. 25:9 (24,000 muertos) V. Balaam es otro ejemplo de las consecuencias horribles de la avaricia. A. Despus Dios castig a Moab y en la batalla se mat Balaam, Nm. 31:8. Imagnese lo terrible de su avaricia. Para recibir las ddivas de Balac este hombre estaba dispuesto a destruir una nacin que l mismo alab como el mismo pueblo de Dios. Balaam es smbolo nmero uno de los motivos satnicos de los falsos maestros, como se demuestra en las citas del N. T. B. La avaricia causa opresin. Labn, Gn. 31:7; Miqueas 2:1, 2 C. La avaricia causa mentiras, Giezi, 2 Reyes 5:20; Ananas, Safira, Hech. 5:1-11 D. La avaricia causa el robo, Acn, Josu 7:21 E. La avaricia causa cada de la fe, 1 Tim. 6:10 F. La avaricia causa condenacin, 1 Cor. 5:10; 6:9,10; Luc.16:14 G. La avaricia es idolatra, Col. 3:5 H. La avaricia movi a Judas a vender a Jess por treinta piezas de plata (Mat. 26:15). I. Luc. 12:15, Mirad, y guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee. -:;<JM_`jqu ! ɸɧraaP???!hMh!B*aJmH phsH !hMhZ;B*aJmH phsH !hMhCGB*aJmH phsH !hMhf3aB*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH $hMh5B*aJmH phsH !hMhEGB*aJmH phsH !hMhi_B*aJmH phsH !hMhP;B*aJmH phsH $hMhe5B*aJmH phsH $hMh,5B*aJmH phsH ;<J" C T ff)D`gdCS`gdu [$\$gdMgdM`gdgd^gdEG$a$gd! % L X n o x y  B G  1 2 B R S T  ݻݻw݈wݻdYJhMhRB*mH phsH hMhRmH sH $hMhR>*B*aJmH phsH !hMhCSB*aJmH phsH !hMhyB*aJmH phsH !hMhNB*aJmH phsH !hMh!B*aJmH phsH !hMhRB*aJmH phsH !hMhi_B*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH !hMh6B*aJmH phsH  +efv+DdkxgḧraN;N;$hMhf3a5B*aJmH phsH $hMh5B*aJmH phsH !hMhCSB*aJmH phsH !hMhGmB*aJmH phsH !hMhRB*aJmH phsH $hMh">*B*aJmH phsH !hMh"B*aJmH phsH !hMh"B*aJmH phsH h/'B*mH phsH hMB*mH phsH hMhRB*mH phsH hMh"B*mH phsH (),NRd}ǶrraN=!hMhjpB*aJmH phsH $hMhEG>*B*aJmH phsH !hMh,B*aJmH phsH !hMhyB*aJmH phsH !hMhCSB*aJmH phsH !hMhEGB*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH $hMh5B*aJmH phsH $hMhf3a5B*aJmH phsH $hMhCS5B*aJmH phsH -./2M\dk} ^̻̪s`M<!hMhjpB*aJmH phsH $hMhCS5B*aJmH phsH $hMh<5B*aJmH phsH $hMh5B*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH $hMhCS>*B*aJmH phsH !hMhGmB*aJmH phsH !hMhCSB*aJmH phsH !hMhuB*aJmH phsH !hMhEGB*aJmH phsH !hMhyB*aJmH phsH ^l;G]~iܺܘܺveeeT!hMhB*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH !hMh<B*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH !hMhyB*aJmH phsH !hMhi_B*aJmH phsH !hMhpB*aJmH phsH !hMhCSB*aJmH phsH !hMhjpB*aJmH phsH $hMhjp>*B*aJmH phsH ^_1' !!>"6#v#w##2%r%%%gd)tgdu`gdpgd9d`gdugdi]^_'),?A*ϾveT>-!hMhjB*aJmH phsH *hMh9d5B*H*\aJmH phsH !h h9dB*aJmH phsH !h hpB*aJmH phsH $hMhp5B*aJmH phsH !hMh9dB*aJmH phsH $hMh9d5B*aJmH phsH !hMhpB*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH !hMhGmB*aJmH phsH h B*aJmH phsH !hMhGmB*aJmH phsH  f x !!!!!ݿ݌yfS@$hMhp5B*aJmH phsH $hMh<5B*aJmH phsH $hMh)t5B*aJmH phsH $hMh9d5B*aJmH phsH !hMh)tB*aJmH phsH !hMhMB*aJmH phsH !hMhjB*aJmH phsH !hMh!B*aJmH phsH hMhpB*aJph!hMhpB*aJmH phsH !hMh9dB*aJmH phsH !!!!!! ";"<"=">"A"6#9#e#f#t#u#v#w#ʷʤʑoo^o^M<!hMh)tB*aJmH phsH !hMhB*aJmH phsH !hMhCGB*aJmH phsH !hMh<B*aJmH phsH !hMh9dB*aJmH phsH $hMhu5B*aJmH phsH $hMhCG5B*aJmH phsH $hMh!5B*aJmH phsH $hMh<5B*aJmH phsH $hMhp5B*aJmH phsH hX5B*aJmH phsH w############ $ $b$t$u$$$$$ʷq`M`M:M`$hMhM>*B*aJmH phsH $hMhp>*B*aJmH phsH !hMhpB*aJmH phsH !hMhZ;B*aJmH phsH $hMh)t>*B*aJmH phsH !hMhCGB*aJmH phsH !hMh)tB*aJmH phsH $hMh6666666666666666666666666666666666666666666666666hH6666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666662 0@P`p2( 0@P`p 0@P`p 0@P`p 0@P`p 0@P`p 0@P`p8XV~PJ_HmH nH sH tH J`J eNormal!B* CJ_HaJmH phI}sH tH DA D Default Paragraph FontRiR 0 Table Normal4 l4a (k ( 0No List DD , List Paragraph ^m$T^@T ,0 Normal (Web)dd[$\$B*PJaJphHH R(0 Balloon TextCJOJQJ^JaJX!X R(0Balloon Text CharB* CJOJQJ^JaJphI}PK![Content_Types].xmlj0Eжr(΢Iw},-j4 wP-t#bΙ{UTU^hd}㨫)*1P' ^W0)T9<l#$yi};~@(Hu* Dנz/0ǰ $ X3aZ,D0j~3߶b~i>3\`?/[G\!-Rk.sԻ..a濭?PK!֧6 _rels/.relsj0 }Q%v/C/}(h"O = C?hv=Ʌ%[xp{۵_Pѣ<1H0ORBdJE4b$q_6LR7`0̞O,En7Lib/SeеPK!kytheme/theme/themeManager.xml M @}w7c(EbˮCAǠҟ7՛K Y, e.|,H,lxɴIsQ}#Ր ֵ+!,^$j=GW)E+& 8PK!Ptheme/theme/theme1.xmlYOo6w toc'vuر-MniP@I}úama[إ4:lЯGRX^6؊>$ !)O^rC$y@/yH*񄴽)޵߻UDb`}"qۋJחX^)I`nEp)liV[]1M<OP6r=zgbIguSebORD۫qu gZo~ٺlAplxpT0+[}`jzAV2Fi@qv֬5\|ʜ̭NleXdsjcs7f W+Ն7`g ȘJj|h(KD- dXiJ؇(x$( :;˹! I_TS 1?E??ZBΪmU/?~xY'y5g&΋/ɋ>GMGeD3Vq%'#q$8K)fw9:ĵ x}rxwr:\TZaG*y8IjbRc|XŻǿI u3KGnD1NIBs RuK>V.EL+M2#'fi ~V vl{u8zH *:(W☕ ~JTe\O*tHGHY}KNP*ݾ˦TѼ9/#A7qZ$*c?qUnwN%Oi4 =3ڗP 1Pm \\9Mؓ2aD];Yt\[x]}Wr|]g- eW )6-rCSj id DЇAΜIqbJ#x꺃 6k#ASh&ʌt(Q%p%m&]caSl=X\P1Mh9MVdDAaVB[݈fJíP|8 քAV^f Hn- "d>znNJ ة>b&2vKyϼD:,AGm\nziÙ.uχYC6OMf3or$5NHT[XF64T,ќM0E)`#5XY`פ;%1U٥m;R>QD DcpU'&LE/pm%]8firS4d 7y\`JnίI R3U~7+׸#m qBiDi*L69mY&iHE=(K&N!V.KeLDĕ{D vEꦚdeNƟe(MN9ߜR6&3(a/DUz<{ˊYȳV)9Z[4^n5!J?Q3eBoCM m<.vpIYfZY_p[=al-Y}Nc͙ŋ4vfavl'SA8|*u{-ߟ0%M07%<ҍPK! ѐ'theme/theme/_rels/themeManager.xml.relsM 0wooӺ&݈Э5 6?$Q ,.aic21h:qm@RN;d`o7gK(M&$R(.1r'JЊT8V"AȻHu}|$b{P8g/]QAsم(#L[PK-![Content_Types].xmlPK-!֧6 +_rels/.relsPK-!kytheme/theme/themeManager.xmlPK-!Ptheme/theme/theme1.xmlPK-! ѐ' theme/theme/_rels/themeManager.xml.relsPK] j D! ^i!w#$j' %j'!8@0(  B S  ?nr -1QVll333Im zQrl W^#1Y+~5(4v&|4a5 P)HK8"b}We@2~jѢ^kȼiwzUDbmC{lT80^8`0o(. ^`hH. pL^p`LhH. @ ^@ `hH. ^`hH. L^`LhH. ^`hH. ^`hH. PL^P`LhH.0^`0o(. ^`hH.  L^ `LhH.  ^ `hH. x^x`hH. HL^H`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH.0^`0o(. ^`hH.  L^ `LhH.  ^ `hH. x^x`hH. HL^H`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH.^`o(.  ^ `hH.  L^ `LhH. x^x`hH. H^H`hH. L^`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH.^`o(. ^`hH. pL^p`LhH. @ ^@ `hH. ^`hH. L^`LhH. ^`hH. ^`hH. PL^P`LhH.0^`0o(. ^`hH.  L^ `LhH.  ^ `hH. x^x`hH. HL^H`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH.p0^p`0o(.  ^ `hH.  L^ `LhH. x^x`hH. H^H`hH. L^`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH. ^ `o(.  ^ `hH. xL^x`LhH. H^H`hH. ^`hH. L^`LhH. ^`hH. ^`hH. X L^X `LhH.8^8`o(. ^`hH.  L^ `LhH.  ^ `hH. x^x`hH. HL^H`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH.0^`0o(.^`o(. ^ `o(. @ ^@ `hH. ^`hH. L^`LhH. ^`hH. ^`hH. PL^P`LhH.0^`0o(. ^`hH.  L^ `LhH.  ^ `hH. x^x`hH. HL^H`LhH. ^`hH. ^`hH. L^`LhH. ^k(4|4WmC{a5b}W@2~j#1Y+)HK8iwz lޜ        4.K        G|K        ,        ,        xȺ        F02        ؜b        {        xȺd6F*;      2c*        [ m]d,! oQwy_n]iMD:k>."o1?~3x:}ABsSY vHbyO"I|qoQa|sS[ 6b>."_n]iO"I:k6bm|q~3xbyo1?a|]d,*$NC RSK!/'R(4,Z;!?EGCSi_f3aGmjp)t!y?ABCDEFGIJKLMNORRoot Entry FT1Table#`8WordDocument4DSummaryInformation(@DocumentSummaryInformation8HCompObjy  F'Microsoft Office Word 97-2003 Document MSWordDocWord.Document.89q